martes, 16 julio 2024

Médicos y arquitectos se alían para impulsar ciudades más saludables

El Consejo General de Médicos (CGCOM) y el Consejo Superior de los Colegios de Arquitectos de España (CSCAE) colaborarán mediante acciones formativas y de divulgación a la ciudadanía
Nuestras ciudades y el entorno que habitamos condicionan el 25% de nuestra salud, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS)

[tds_partial_locker tds_locker_id=»9″]

El Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (CGCOM) y el Consejo Superior de los Colegios de Arquitectos de España (CSCAE) han firmado un convenio de colaboración por el cual ambas instituciones se comprometen a trabajar y a desarrollar acciones conjuntas y formativas que impulsen la creación de espacios y ciudades saludables como actuación preventiva y eficaz para reducir el impacto de los factores de riesgo para la salud y el bienestar de la población derivados del calentamiento global.

Para ello, el acuerdo contempla la realización de acciones de carácter formativo y divulgativo que trasladarán a la población la importancia de mejorar los espacios que habitamos y la calidad de los mismos para mejorar la salud y así, de manera preventiva, evitar que los efectos del cambio climático afecten en la menor manera posible a la población: el 80% de los determinantes sociales que influyen sobre la salud están fuera del sistema sanitario, y de estos, el 25% que condiciona nuestra salud vienen marcados por los entornos que habitamos y la situación de nuestras ciudades, según datos de la
Organización Mundial de la Salud (OMS).

Entre estos condicionantes hay que destacar el envejecido parque de edificios existentes en nuestro país. En España, el 80% del parque edificado tiene más de 20 años, con aproximadamente 10 millones de viviendas susceptibles de ser rehabilitadas, lo que lo convierte en uno de los más envejecidos de Europa. Las carencias del mismo quedaron patentes durante la pasada pandemia de Covid19 en cuestiones como accesibilidad y funcionalidad. Además, no solo nuestros edificios deben responder a estas necesidades, el planeamiento urbano tendría que dar las mismas respuestas en materia de salud, promoviendo zonas verdes y espacios preparados para mitigar los efectos del calentamiento global, favorecer la accesibilidad, la movilidad sostenible y la cohesión social.

El Dr. Tomás Cobo, presidente del CGCOM, ha manifestado la implicación de la profesión médica en todas aquellas acciones que contribuyen a mejorar las condiciones de salud de las personas y de la sociedad en su conjunto: “Desde la organización somos conscientes de que el cambio climático es la principal amenaza para la salud durante los próximos años, por eso pusimos en marcha a nivel nacional y europeo la Alianza Médica Contra el Cambio Climático. Acuerdos como el suscrito hoy nos van a permitir desarrollar acciones que pongan la salud en el centro de todas políticas, transformar la sociedad y hacerlo siempre bajo un enfoque One Health”.

Por su parte, la presidenta del CSCAE, Marta Vall-llossera, ha valorado la oportunidad que supone esta alianza entre arquitectos y médicos: “El derecho a la salud implica medidas sanitarias y medidas sociales, que, de forma indisociable, conectan con el derecho a una vivienda digna, adecuada y de calidad y a disfrutar de entornos urbanos saludables, seguros y sostenibles. En apenas tres años hemos vivido una crisis derivada de una pandemia y los efectos del cambio climático son evidentes. Los desafíos que afrontamos son múltiples y complejos. Solo cabe trabajar de la mano para conseguir pueblos y ciudades que prioricen la salud de las personas, apostando por la calidad de nuestro entorno construido”.

La situación climática ha cambiado y nuestras ciudades y pueblos deben de estar preparados para soportar y mitigar episodios de calor extremo o lluvias torrenciales como los vividos en los últimos veranos e inviernos. En este sentido, el parque de edificios necesita una profunda transformación para cumplir con los objetivos europeos de cero emisiones de cara a 2050 mediante actuaciones integrales que lo adapten para cumplir con las directrices europeas y estar listos para soportar los efectos del calentamiento global y atender, de forma óptima, a las necesidades de la ciudadanía del siglo XXI.

Por sus implicaciones, este convenio es una colaboración lógica, y casi orgánica, entre dos colectivos de profesionales que, sumando sus conocimientos y esfuerzos, pueden cooperar para sensibilizar aún más a la población sobre la importancia de que nuestras viviendas, edificios, pueblos, ciudades y territorios mejoren su calidad y ganen, así, en salud y sostenibilidad mediante la adecuación de espacios públicos y rehabilitaciones integrales.

- Advertisement -

Comparte las Noticias en tus Redes Sociales

Síguenos

- Publicidad -

CONTENIDOS DE PORTADA

- Publicidad -

CONTENIDOS RELACIONADOS

La inversión inmobiliaria crece gracias al segmento hotelero

• De abril a junio, la inversión inmobiliaria en España ha...

Tendencias y retos del mercado residencial para la segunda mitad de 2024

Sociedad de Tasación ha elaborado un análisis de la situación actual...

Acuerdo para la construcción de 2.000 viviendas protegidas en Barcelona

El Ayuntamiento de Barcelona y el Consorcio de la Zona Franca...

Un fondo de Hines y Grupo Lar presentan una OPA por Lar España

• Se trata de una Oferta Pública de Adquisición voluntaria a...

Ahora, Barcelona avanza con los fondos Next Generation EU

El alcalde de Barcelona, Jaume Collboni, ha solicitado la extensión de...

Madrid impulsa 1.200 viviendas para jóvenes en El Cañaveral

El Ayuntamiento de Madrid, a través de la Empresa Municipal de...

Aumento de SOCIMI cotizadas en lo que resta de año

• El nuevo segmento BME Scaleup es el mercado donde más...

Dos nuevos centros logísticos en Madrid y Toledo suman más de 30.000 m2

• Los edificios han sido construidos siguiendo estrictos criterios de sostenibilidad...