Wednesday, 6 July 2022
Publicidad

Actualidad y Noticias del Mercado Inmobiliario

‘Hemos hecho el trabajo más costoso del trasvase y ahora sólo falta que pongan la tubería’

Valencia. “El Plan Hidrológico Nacional es la solución única y definitiva a las necesidades hídricas de la Comunitat Valenciana y debe ser la base para nuevos acuerdos nacionales e internacionales que garanticen el agua para todos”, ha manifestado el Vicepresidente del Consell y conseller de Medio Ambiente, Agua, Urbanismo y Vivienda, Juan Cotino durante la clausura de las jornadas “Agua y Empleo”.

Para el Vicepresidente Cotino, “la Generalitat ha cumplido y seguirá cumpliendo sus compromisos con los regantes, los usuarios del agua, los empresarios de todos los sectores, la sociedad en general, trabajando y haciendo obras para el buen uso del agua. Por ello estamos legitimados para reivindicar la aportación de caudales externos procedentes de trasvases como el del Ebro, que fueron aprobados por Ley en la única planificación hidrológica nacional aprobada con el consenso de todos”.

Durante su intervención, el Vicepresidente ha pedido al Gobierno central que garantice “agua de calidad y en cantidad suficiente, así como a un precio adecuado para garantizar el futuro de la agricultura, pero también de la industria, del turismo y, en definitiva, de la economía de la Comunitat”.

Denuncia contra el Júcar Vinalopó

Asimismo, el Vicepresidente Cotino ha criticado que el Gobierno socialista de Zapatero está poniendo un sinfín de trabas para impedir la llegada de agua a la Comunitat Valenciana. En este sentido ha explicado que la empresa pública Acuamed ha tratado de paralizar las obras del postrasvase Júcar-Vinalopó, presentando una denuncia ante el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat. “Sin embargo los tribunales nos han dado la razón, y han evitado que se eche por la borda los más de 70 millones de euros que ha invertido la Generalitat en estas obras”.

Ley de Aguas de Castilla La Mancha

Cotino ha asegurado que la falta de una autoridad hídrica nacional está provocando una confrontación entre comunidades autónomas sin precedentes, y como ejemplo se ha referido al intento de los socialistas de Castilla La Mancha de dejar inviable el Tajo Segura y parte del Júcar-Vinalopó. “Lo intentaron con el Estatuto de Castilla-La Mancha, y esta misma semana lo han intentado de nuevo admitiendo a trámite una Ley de Aguas que se reserva los caudales que pasan por su territorio”.

Por otro lado, el Vicepresidente ha asegurado que siete años después de la derogación del trasvase del Ebro se ha podido constatar que la alternativa que propuso el Gobierno central, es decir, el Programa AGUA, que pretendía llenar la costa de desaladoras no ha servido de nada, tan sólo ha sido un programa humo.

“Se han gastado más de 500 millones de euros en desalación para nada, ni hay luz para ponerlas en marcha, ni los agricultores pueden pagar esa agua a más de un euro el metro cúbico”, ha señalado.

Intervención de Francisco Camps

Por su parte, el President de la Generalitat, Francisco Camps, ha asegurado que los valencianos ya hemos hecho el trabajo más costoso del trasvase y ahora sólo falta que pongan la tubería.

El Jefe del Consell ha realizado estas declaraciones durante la Jornada Técnica Internacional “Agua y Empleo” que se ha celebrado en IFA, en la que Camps ha puesto de relieve la creación durante los últimos ocho años de una cultura de relación social e intelectual en torno al agua.

Asimismo, ha recordado que hace siete años se puso la primera piedra del trasvase del agua del Ebro a la provincia de Alicante. “Esa piedra no es un monumento al pasado, es un hito al futuro, y estoy convencido de que alguien hará ese tubo” ha asegurado, al tiempo que ha recalcado que ya se ha hecho la parte más complicada y más trabajosa porque se ha trabajado para el futuro.

De hecho, Camps ha asegurado contar con el apoyo de la razón y de los estudios técnicos al demostrarse durante estos años que no hay alternativa alguna a esta propuesta. Además ha puesto de relieve que desde la Comunitat, junto con Murcia y Almería, “no se ha dejado ni un segundo a lo largo de estos años de trabajar en torno al uso racional y eficaz del agua y de esforzarse en modernizar los regadíos en nuestra comunidad”.

En referencia al apoyo conseguido para este proyecto, Camps ha afirmado que se ha ido sumando durante estos años a más gente, más instituciones y más entidades. “Unidos todos juntos en torno al agua para hacer de esto una seña de identidad de una Comunidad que pretende seguir trabajando con esfuerzo, compromiso y vocación para el futuro”, ha manifestado.

En este sentido, Camps ha detallado que el Consell no solo ha contribuido a la creación de foros y la realización de todo un desarrollo intelectual en torno al agua, sino que además ha invertido “muchísimos millones de euros” para modernizar los regadíos, depurar las aguas, “ser líderes en reutilización de este bien tan escaso”, mejorar los sistemas de canalización y también poner en marcha proyectos que le dan firmeza y futuro a todos los cultivos.

 

 

- Publicidad -

CONTENIDOS DE PORTADA

- Publicidad -

CONTENIDOS RELACIONADOS

Publicidad