Monday, 15 August 2022
Publicidad

Actualidad y Noticias del Mercado Inmobiliario

Caja Madrid cuenta entre sus empleados con 31 nacionalidades diferentes

Alemana, francesa y marroquí son las nacionalidades con mayor representación entre los trabajadores extranjeros.
 
El proyecto Eurorresidentes ha posibilitado la contratación de 46 profesionales para reforzar las zonas de mayor afluencia turística.
 
Esta diversidad cultural facilita la comunicación y la confianza entre cliente y empleado.
 
Caja Madrid integra entre sus casi 15.000 empleados una amplia diversidad cultural. Actualmente, 120 personas de nacionalidad extranjera trabajan en la entidad.

Este amplio número de profesionales extranjeros provienen de 31 países diferentes repartidos en cuatro continentes. Alemania es el país con mayor representación en Caja Madrid con 13 empleados. Seguidamente, se sitúan Francia, con 12 trabajadores y Marruecos con 11. Sin embargo, no sólo trabajan en Caja Madrid nacionales de países de nuestro entorno más próximo. También hay trabajadores oriundos de países como Taiwan, Panamá, Albania o Ucrania.

Por continentes, destacan sobre el resto los provenientes de países europeos, que suman 68 profesionales. En segundo lugar, se encuentra América, con 37 representantes, seguido de África con 11 y, finalmente, Asia, con 4.

Algunos de estos 120 empleados extranjeros ya vivían en España antes de trabajar en Caja Madrid. Sin embargo, la entidad también ha emprendido numerosos proyectos pioneros para captar profesionales directamente en su país de origen. Este es el caso, por ejemplo, de Marruecos. Para atender las necesidades del gran número de marroquíes afincados en España, Caja Madrid ha contratado ya a 11 empleados procedentes de ese país.

Asimismo, la entidad puso en marcha en el año 2002 un proyecto dirigido especialmente a los clientes europeos de la entidad. Para facilitar el trato y la comunicación con este tipo de impositor, Caja Madrid ha contratado hasta este momento un total de 46 empleados eurorresidentes provenientes de trece países europeos diferentes, así como a un panameño, un venezolano y nueve españoles que dominan los diferentes idiomas del continente europeo. Este proyecto tiene como objetivo reforzar especialmente las Direcciones de Zona de Cataluña, Levante y Sur, donde la afluencia de turistas europeos es mayor.

La numerosa presencia de empleados extranjeros en la entidad posibilita, además de un notable enriquecimiento cultural, mejorar la comunicación y aumentar la relación de confianza con el cliente.

 

 

- Publicidad -

CONTENIDOS DE PORTADA

- Publicidad -
Publicidad

CONTENIDOS RELACIONADOS

Sociedad de Tasación ha publicado una nueva edición del Mapa del Tiempo Urbanístico

La actividad inmobiliaria acelerada tenderá a suavizarse durante la segunda mitad...

Àticos, los activos blindados del sector inmobiliario

Madrid es una de las ciudades donde estas propiedades son más...