Wednesday, 6 July 2022
Publicidad

Actualidad y Noticias del Mercado Inmobiliario

HomeEconomía y NegociosLaboral EmpleoSegún el sindicato CSIF...

Según el sindicato CSIF el precio de la vivienda nueva no bajará mientras que el de usada caerá hasta un 40%

VALENCIA.   El precio de la vivienda nueva no bajará mientras que el de la usada caerá hasta un 40%, sobre todo en los casos de segunda residencia, según un informe elaborado por el departamento de Análisis, Estudios y Documentación del sindicato CSIF, que establece que algunos promotores saldarán en los próximos meses sus ‘stock’ de pisos “incluso perdiendo dinero”.

   Según informó el sindicato en un comunicado, el informe señala que el suelo “mantiene su precio, los convenios laborales en el sector no son regresivos y, por tanto, preservan los salarios de los trabajadores, y tampoco existe normativa legal que rebaje las cotizaciones”. Por esos motivos, apunta que los precios de la vivienda nueva “no descenderán en los próximos meses”.

   El análisis que está concluyendo el sindicato considera que, a corto plazo, “las únicas bajadas en vivienda nueva provendrán de promotores que pretendan saldar los pisos que tienen sin vender, ya que en la Comunitat Valenciana existen ahora unas 150.000 viviendas terminadas y ofertadas que tardarán entre cuatro y cinco años en ser absorbidas por el mercado”.

   En la actualidad el coste para el constructor de una residencia tipo asciende a unos 800 euros el metro cuadrado útil. Por lo que se refiere al promotor, según el sindicato, “estaríamos hablando, incluida compra de suelo, impuestos y pagos al constructor, de 2.000 euros el metro cuadrado útil en lo que respecta a vivienda protegida”.

   Por el contrario, afirma que los pisos de segunda mano “continuarán devaluándose por la psicosis en el mercado inmobiliario. En la actualidad parece una quimera vender, por lo que el propietario particular está dispuesto a rebajar en gran medida sus pretensiones iniciales para colocar su propiedad”.

   Esa devaluación del valor inicial, estimado según los parámetros del mercado, “oscila ya entre el 20% y el 30%, y en la segunda residencia llegará al 40% en este primer semestre de 2009, pues es la primera que se vende cuando un particular necesita liquidez”, recoge el informe.

   El departamento de Análisis, Estudios y Documentación de CSIF sostiene que “la caída del mercado inmobiliario ha provocado una devaluación del patrimonio personal de todos los valencianos al caer el precio de sus propiedades y ha generado una falta de agilidad en la venta”.

   Asimismo, los datos disponibles del estudio certifican “una situación extraordinaria de colapso en el comercio de viviendas que se plasma en la devaluación de la usada y en una acumulación de unidades de nuevas residencias”.

   Ante esta situación, el sindicato CSIF reclamó a las distintas administraciones que “se produzca una revisión catastral de los valores otorgados a la vivienda a efectos del pago de bienes inmuebles, ya que en muchas localidades el valor reflejado para determinar el impuesto resulta superior al de mercado, con el perjuicio que ello supone para los propietarios de las viviendas”.

   Por tanto, añadió que los dueños de viviendas “soportan unos impuestos que no se ajustan al valor real” e insistió en revisar a la baja “la subida enorme del catastro que se produjo en los dos últimos años”.

 

- Publicidad -

CONTENIDOS DE PORTADA

- Publicidad -

CONTENIDOS RELACIONADOS

Publicidad