Wednesday, 6 July 2022
Publicidad

Actualidad y Noticias del Mercado Inmobiliario

HomeEconomía y NegociosSimancas cree que el...

Simancas cree que el Gobierno no debería descartar comprar la parte de Repsol que está “a la venta”

MADRID, 21 Nov.    El diputado socialista y ex secretario general del PSM Rafael Simancas cree que el Gobierno no debería descartar comprar el paquete accionarial de Repsol que está “a la venta” con el fin de mantener la petrolera “en manos española”, según afirma en un artículo publicado hoy en la web de la Fundación Sistema recogido por Europa Press.

   El Ejecutivo, dice, tiene varias opciones para “cumplir el objetivo de mantener Repsol en manos españolas”. “Una de esas opciones pasa por la adquisición pública del paquete de acciones a la venta. ¿Por qué descartarla? Hasta la meca del capitalismo reivindica hoy la nacionalización de los bancos que amenazan el interés nacional”, argumenta el diputado socialista en su artículo ‘Repsol española’.

   “Derrumbado el paradigma neoliberal y retratados los monstruos que engendra la desregulación ante todo el mundo, cabe ahora desplegar sin complejos una acción estatal que asegure la preeminencia del interés colectivo sobre la timba de los mercados transnacionales”, añade.

   A su juicio, el Gobierno “ha reaccionado con la prudencia debida” ante las negociaciones de la petrolera rusa Lukoil para entrar en Repsol comprando a la constructora Sacyr su 20% y a La Caixa alrededor de la mitad de su 12,68 por ciento.

RESPONSABILIDAD DE LAS INSTITUCIONES

   No obstante, advierte de que las instituciones españolas tienen la responsabilidad de evitar que el suministro energético español “quede, en el mejor de los casos, al albur de las decisiones de un consejo de administración reunido a miles de kilómetros o, en el peor de los casos, en manos de las maniobras geoestratégicas del gobierno de otro país”, por más que “a alguna empresa española también le beneficie la operación”.

   Así, recuerda que las empresas energéticas españolas se privatizaron “presuntamente para poner su gestión a salvo de las aviesas intenciones del Gobierno español de turno”, así que sería “una paradoja formidable” que el mercado acabara poniéndolas “en manos de los Gobiernos de otros países, y de sus intenciones ignotas.

   A pesar de que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, hizo hincapié ayer en que Lukoil es una empresa privada –a diferencia de Gazprom, que está controlada por el Estado ruso– Simancas insistió hoy de que “la eventual adquisición por parte de Lukoil de un paquete accionarial decisivo” en Repsol es un “ejemplo de colusión entre la libre dinámica del mercado y el interés general de una sociedad como la española”.

   Simancas subraya que los “activos saneados” de Repsol y su “proyección estratégica en el Mediterráneo y en Latinoamérica” es lo que la ha convertido en “objeto de deseo”. “Los rusos han puesto sus ojos en la compañía. Y parecen decididos a poner también la intención, salvo que una acción institucional contundente lo impida”, remacha.

 

 

- Publicidad -

CONTENIDOS DE PORTADA

- Publicidad -

CONTENIDOS RELACIONADOS

Publicidad